Los Latinos En Texas Son Especialmente Vulnerables A Los Impactos Del Cambio Climático

Source: Texas Vox

Esta semana, el Presidente Obama nos presentó su visión de cómo los Estados Unidos puede reducir las emisiones de gases de efecto invernadero  y prepararse para los efectos del cambio climático.  Esto es el gran reto de esta época y nuestro deber moral nos insta a tomar acción ahora mismo.  Es hora de implementar soluciones prácticas y prudentes para asegurarnos de que estamos dejando un mundo limpio y sano a nuestros hijos y nietos.

El cambio climático no tiene una frontera; ya sea que vives en una zona urbana o rural, cerca del océano o de las montañas, o entre las dos, eres impactado por el cambio climático.

El riesgo elevado de clima extremo puede resultar en un aumento en el flujo e intensidad de huracanes o  la producción de sequías;  ambos cuales pueden a largo plazo subir el  costo de nuestros alimentos y reducir los recursos de nuestros gobiernos.

La salud pública es otra preocupación, particularmente para la comunidad hispana, quienes representan a 40% de la población.  Las enfermedades respiratorias, tales como el asma, pueden ser agravadas por los cambios en el clima y según el National Institute of Health,  la comunidad hispana registra un nivel elevado de internaciones y visitas a la sala de urgencias por estas enfermedades.  Simplemente, el calentamiento global pone en riesgo la salud de nuestro planeta y nuestra familia.

En Texas, ya hemos vivido por mucho clima extremo y nuestras industrias y fuentes laborales están siendo afectadas.  La sequía que empezó hace tres años sigue restringiendo el suministro de agua en el estado e impidiendo los sectores agrícolas, recreacionales y de energía.  La crisis de agua está tan deteriorada en el Valle del Río Grande, donde los hispanos representan un 90% de la población.  En ciertas áreas las pérdidas económicas pueden llegar a sumar $395 millones de dólares.

Desafortunadamente, Texas está contribuyendo al problema y según el Energy Information Administration, es el estado con más emisiones de dióxido de carbono en el país.  Texas debe tomar acción ahora para utilizar sus recursos abundantes de energía limpia y ser un líder en soluciones que ayuden a preservar nuestro planeta.  La ciudad de Houston es solo una entidad que está haciendo una diferencia: La alcaldesa Annise Parker anunció hace poco que la ciudad comprará 50% de su energía de fuentes renovables, lo cual significa que Houston será el comprador municipal más grande de energía renovable en el país.

Afortunadamente, sí hay una ruta hacía la sustentabilidad: una ruta que nos permita el acceso a empleo pero que resguarde oportunidades para las próximas generaciones.  Environmental Defense Fund aplaude al Presidente Obama por su posición medioambiental y espera seguir avanzando con el trabajo iniciado para detener el cambio climático, en  Texas y todo el país.

Post a Comment

Your email is never published nor shared. Required fields are marked *

*
*

You may use these HTML tags and attributes <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>

  • About This Blog

    Confluence of SJR, Old, and Middle rivers

    Advocating for healthier air and cleaner energy in Texas through public education and policy influence.

    Follow @EDFtx

  • Categories

  • Get blog posts by email

    Subscribe via RSS

  • Featured authors

    Ramon AlvarezRamon Alvarez
    Senior Scientist

    Elena Craft
    Health Scientist

    Jim Marston
    Vice President, US Climate and Energy Program

    Marita Mirzatuny
    Project Manager

    Marcelo Norsworthy
    Transportation Research Analyst

    Kate Zerrenner
    Project Manager

  • Twitter activity