3 acciones críticas para la equidad del agua en las comunidades latinas de California — ¡apúrense!

Es una paradoja penosa para California, la quinta economía más grande del mundo: Algunos de los mismos trabajadores agrícolas que recogen nuestra comida no pueden beber un vaso de agua limpia, o ni siquiera tener agua, en fregadero de la cocina.

He trabajado en temas de justicia ambiental en EDF durante los últimos seis años, y he tenido la oportunidad de hablar con algunos de estos trabajadores esenciales, muchos de los cuales provienen de países de habla hispana como yo.

A medida que el Mes de la Herencia Hispana llega a su fin, la sequía en California avanza obstinadamente. Es importante reconocer cuán importantes son estos trabajadores del campo que cosechan los alimentos en todo nuestro estado y más allá.

Más allá del reconocimiento que se merecen los trabajadores del campo, los líderes estatales y locales deben tomar al menos tres pasos críticos para eliminar esta paradoja:

1. Escuchar e involucrar a las comunidades rurales que históricamente se han quedado fuera de la política del agua.

2. Brindar educación para apoyar la participación comunitaria.

3. Distribuir rápidamente fondos y recursos para cumplir con la visión del derecho humano al agua del estado.

Es una paradoja penosa para California: Algunos de los mismos trabajadores agrícolas que recogen nuestra comida no pueden beber un vaso de agua limpia, o ni siquiera tener agua, en fregadero de la cocina. Click To Tweet

Los latinos se ven afectados de manera desproporcionada por el agua contaminada

A principios de este año, una investigación de seis meses realizada por The Guardian descubrió que los sistemas de agua de EE.UU. en condados que tienen una población con 25% o más latinos están violando las reglas de contaminación del agua potable al doble que en el resto del país.

Entre 2003 y 2017, las pruebas detectaron niveles elevados de nitrato en 140 sistemas de agua en California que atienden a 5.25 millones de personas.

Los residentes me han dicho cómo tal contaminación los obliga a gastar hasta el 10% de sus ingresos en agua embotellada suplementaria.

Según el Centro Nacional para la Salud de los Trabajadores Agrícolas, estas desigualdades en el agua han existido en el Valle Central durante décadas, en parte porque el 83% de los trabajadores agrícolas son latinos y la agricultura es el mayor contribuyente de nitrógeno en los recursos hídricos de EE.UU. Los sistemas pequeños también suelen ser los más afectados porque tienen menos recursos para solucionar problemas.

Hay otras dos razones por las que estas desigualdades en el agua han persistido: Se han ignorado las necesidades de las comunidades y los creadores de políticas públicas han optado por invertir dinero en otra parte.

1. Involucrar a la comunidad — auténticamente — para impulsar soluciones sostenibles.

Afortunadamente, muchas organizaciones comunitarias están abogando ante los tomadores de decisiones en todos los niveles de gobierno para eliminar la desigualdad del agua en el Valle Central y están brindando herramientas y soluciones técnicas a las comunidades rurales.

Como señalamos en el video “La Magia del Agua Subterránea,” la participación de la comunidad es quizás la estrategia de gestión del agua más importante, pero debe ser auténtica y no sólo de dientes para afuera.

También sé, de primera mano, que existen obstáculos para la participación comunitaria genuina que pueden ser difíciles de superar, por ejemplo: padres que a menudo tienen dos trabajos o más mientras hacen malabares con el cuidado de sus hijos.

Pero es imperativo tomarse el tiempo para estar informado, participar en la discusión pública y participar con las organizaciones que están trabajando arduamente para proporcionar agua potable segura en el Valle. Las agencias locales y estatales deben buscar formas de facilitar el aprendizaje y la participación de estas familias ocupadas.

2. Educar a las comunidades sobre un recurso escondido.

Debido a que el agua subterránea está debajo de la superficie y oculta a nuestros ojos, históricamente se ha pasado por alto la importancia de administrarla con cuidado, hasta que algo se rompe. Todos en California deberían aprender los conceptos básicos de la gestión del agua subterránea porque es una fuente de agua muy importante.

“La Magia de Agua Subterránea,” nuestro último video en español, tiene como objetivo brindar esta introducción a la gestión de las aguas subterráneas. Cuenta la historia del agua debajo de la superficie y cómo nosotros, los californianos, podemos administrarla mejor. Cuantas más personas sepan cómo funciona el agua subterránea, mayor será la conciencia y la participación.

3. Muéstranos el dinero.

Por supuesto, la participación de la comunidad solo puede llegar hasta cierto punto. Dedicar fondos y recursos sustanciales a las soluciones es esencial para abordar la desigualdad del agua.

A principios de este año, una evaluación estatal estimó que se necesitan $4.6 mil de dólares para ayudar a implementar soluciones a largo plazo para los sistemas de agua comunitarios que batallan con proporcionar agua potable y segura.

Afortunadamente, el marco de infraestructura bipartidista federal incluye $55 mil millones para proyectos de agua en todo el país, y el último presupuesto estatal incluye $1.3 mil millones para infraestructura de agua potable y aguas residuales.

Todo este dinero se debe utilizar rápidamente porque la sequía sin precedentes y el bombeo excesivo de las aguas subterráneas ya están provocando que se sequen más pozos.

Algo está claramente roto si casi un millón de californianos, incluidos muchos latinos, todavía no pueden beber agua del fregadero de la cocina.

El Mes de la Herencia Hispana puede estar terminando, pero los trabajadores agrícolas predominantemente latinos que cosechan nuestra comida continuarán trabajando duro en los campos. Para estos trabajadores, es hora de arreglar lo que está roto con el sistema de agua de nuestro estado invirtiendo los fondos y recursos necesarios y trabajando directamente con las comunidades para encontrar soluciones.

This entry was posted in ecosystems, western water and tagged , , , , , , , , , , , . Bookmark the permalink. Both comments and trackbacks are currently closed.